¿Qué plazo tengo para demandar una indemnización de perjuicios?

Si tienes dudas acerca de tu caso o necesitas información puedes consultar en nuestro formulario pinchando el link de a continuación:

Pincha aquí

demandaLa posibilidad de obtener una indemnización de perjuicios no es eterna, sino que está sujeta a una serie de plazos establecidos por la ley. Una vez cumplido ese plazo, la posibilidad de demandar desaparece, y como decimos los abogados más técnicamente, prescribe.

El plazo general para interponer una demanda por indemnización de perjuicios es de 4 años, según el artículo 2332 del Código Civil chileno. Sin embargo, cuando el perjuicio proviene del incumplimiento de un contrato por una de las partes, el plazo se aumenta a 5 años, según el artículo 2515 del mismo Código.

En ambos casos, la ley señala que el plazo debe comenzar a contarse desde la comisión del hecho que causa perjuicio, lo que a veces puede conducir a situaciones injustas, ya que una cosa es el momento de comisión del daño, y otra cosa muy distinta es el momento en que el afectado toma real conocimiento del daño que sufrió. Imaginemos, por ejemplo, el caso de una familia cuyos integrantes sufren graves daños en su salud como consecuencia de los residuos tóxicos que emite una empresa ubicada cerca de su domicilio. En este caso concreto, dado los efectos progresivos y acumulativos de la contaminación ambiental, la aplicación literal de la norma llevaría a que al tiempo de tomar efectivo conocimiento del daño (por ej., al conocer los primeros síntomas de una enfermedad) esta familia no podría demandar a la empresa que los causó, si ha transcurrido el plazo de 4 años desde la emisión de las sustancias que causaron la enfermedad.

Los tribunales de justicia chilenos, a fin de subsanar los efectos de una interpretación literal de la ley, han establecido en reiteradas oportunidades que el plazo para demandar debe computarse desde la fecha en que pueda establecerse una real conocimiento de las víctimas del perjuicio sufrido, ya que ésta es la única manera de proteger eficazmente a las personas afectadas.

En definitiva, recomendamos siempre consultar con un abogado la procedencia de una demanda de indemnización de perjuicios, a fin de que un profesional pueda asesorarlo adecuadamente y explicarle en detalle los riesgos, costos y beneficios de una acción judicial.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.